¿QUIÉN HA PROVOCADO LA CRISIS? ¿QUIÉN LA PAGA?

Con 24 años, tras quedarme en paro, tuve la oportunidad de presentarme en la empresa en la que trabajaba mi padre como un simple operario de fábrica… Ese trabajo era eventual, unos pocos meses, pero el sueldo duplicaba lo que yo había cobrado hasta entonces, acababa de quedarme en paro, no tenía aún a mi hijo, pero sí mi marido y yo una hipoteca, de modo que acepté y vi el Cielo abierto.

Llegué a un destartalado polígono industrial en el que se asentaba la fábrica, y mi primer recuerdo es que alguien me llevó al despacho del Director y yo aluciné al ver que faltaba parte del techo (el día antes habían entrado a robar). De no haber estado mi padre allí me habría ido corriendo (lo confieso). El caso es que me aceptaron y al día siguiente, a las 7,30 de la mañana inicié mi jornada laboral… Y no me quedé tres meses, sino veinticinco años…

Codifesa (así se llamaba la empresa) era líder en España en su sector. Fabricábamos las máquinas expendedoras de cerveza de barril, y también las columnas. Durante años seguimos en ese Polígono sin asfaltar situado en el cinturón de Barcelona, concretamente en Cornellá, pero cuando en esa población  de Cornellá se creó un nuevo polígono industrial, la empresa compró la parcela más grande y construyó la fábrica (que íbamos a visitar de vez en cuando los empleados)

Poco después, un Corte Inglés se instaló justo enfrente y las rondas que circundan Barcelona pasaron delante… Acceder al Aeropuerto, la ciudad o salir en dirección a cualquier destino era fácil y cómodo. Los terrenos comenzaron a subir de precio día a día.    ¿Qué hizo entonces la empresa? Pues comenzó a quedarse con empresas de proveedores en quiebra, a los que añadió en nómina, a pesar de que sus productos (que servían para la fabricación de Codifesa) difícilmente se vendían en otros mercados. Cuando accedió al puesto de gerente un antiguo trabajador que era la mano derecha del dueño, se ocupó de seguir comprando en Sevilla y parte del territorio nacional a antiguos proveedores, hasta que no hubo dinero… Ese “señor” fue despedido con 100 millones de las antiguas pesetas, pero se tuvo en cuenta su valoración para contratar a un nuevo gerente… ¡Y ese gerente acababa de cargarse dos empresas! ¿?

Codifesa vendió los terrenos millonarios que cada día aumentaban de precio y optó por trasladar parte de la producción a Sevilla (utilizando una empresa en bancarrota de las adquiridas), las oficinas a Sant Joan Despí y otra parte de la fabricación a Monistrol de Montserrat, alquilando unas naves nuevas. (Monistrol es un pueblecito situado al pié de Montserrat al que se accede por una carretera estrecha y llena de curvas)

En esas naves recién fabricadas existían altillos, pensados para poner ahí las oficinas, pero Codifesa decidió que no, que las cadenas de montaje estarían muy bien allá arriba viendo los operarios por las ventanas los monolitos de Montserrat… Subir el material desde el almacén (que estaba abajo) requería utilizar un único toro (tan sensible que se estropeaba a diario) y luego bajarlo… No todo el material cabía arriba, no siempre se podía bajar, y aquello se convirtió en un caos, porque los que estaban en el almacén también tenían que despachar pedidos, atender a proveedores y un largo etc.

Codifesa puso un autobús para los empleados que debíamos trasladarnos a Monistrol (dinero extra). A algunos los desplazó directamente a Sevilla (lo tomas o lo dejas) y habilitó unas oficinas lujosas para algunos oficinistas, sí, pero muy alejados de la producción de Sevilla o Monistrol (en teléfonos se gastaron otra fortuna)

Por fin, la empresa líder en España en su producto logró montar un ERE. Se gastó una fortuna con una compañía de auditores que dijeron lo que sabía el último peón de fábrica, que TODO se había hecho mal. Se tiró material defectuoso procedente de Sevilla porque NADIE se preocupó de montar allí un Control de Calidad, y ese material (en algunos casos) era muy caro, pero fue directamente a la basura. Se contrató a un nuevo Jefe de Fabricación un mes de diciembre (cuando ya no cobramos la paga de Navidad) a pesar de que el anterior era el que mejor lo había hecho en los últimos años; a él se le desplazó a su antiguo puesto (I+D) respetándole su sueldo, el nuevo no llegó a cobrar una mensualidad…

Visto en perspectiva, no me cabe duda de que ese ERE fue inducido, pensado poco a poco. Del dinero de indemnización que los trabajadores teníamos que cobrar y que está firmado sólo percibí unas migajas por parte de FOGASA y meses después de que nos metieran en la calle… Unas migajas que jamás me sirvieron para plantearme montar algo por mi cuenta.

Yo trabajé durante 25 años en una empresa líder en el sector, la más importante de España. Hice horas extra, pasé por todos los departamentos, me esforcé cuando hizo falta… ¿Y? Me quedé en la calle con 49 años, con una indemnización ridícula, y en la calle sigo. ¿Qué hice mal? Yo no soy causante de la crisis, aunque Codifesa (y eso lo ve un niño) se montó su historia para cerrar y darse el piro.

Al final, está claro que siempre somos los mismos los que soportamos el abuso de los que más tienen. Dediqué mi vida a lo que consideré mi empresa, pero mi “empresa” me dio una patada (a mí y a 200 personas más) maquilló unas supuestas pérdidas, que se ocupó muy bien de mostrar, nos dejó a todos en la calle y mientras yo no sé cómo lograré pagar la hipoteca o deshacerme de ella, los dueños viven a cuerpo de rey. Yo no hice nada malo, todo lo contrario, pero me “como” las consecuencias… ¿Es justo?

Estamos en el siglo XXI, sí, pero seguimos amando la caza; y en mi caso: ¡la caza del hombre por el hombre!

@Pilar López Bernués

Anuncios

Acerca de plbernues

Escritora y conferenciante de libros-forum.
Esta entrada fue publicada en ACTUALIDAD y etiquetada , , . Guarda el enlace permanente.

11 respuestas a ¿QUIÉN HA PROVOCADO LA CRISIS? ¿QUIÉN LA PAGA?

  1. Mejor y más justo así, querida amiga.
    Besos.
    Francisco

  2. Jose dijo:

    Estaba a punto de comprar un equipo enfriador de esta casa, que sigue fabricando. Pero no. Ya no. Mucho ánimo desde Palencia.

    • plbernues dijo:

      Gracias, José… Pero ¿de veras esa empresa sigue fabricando? ¿O quizá hablas de equipos de segunda mano? Porque si siguen fabricando ya sacaré mi hacha de guerra, que aún me deben 40.000€ tras dejarme en la pu.. calle.
      Un cordial saludo.
      Pilar

  3. josé g. dijo:

    Querida pilar, espero que tu situación haya mejorado. Me ha dado un escalofrío dado que me he sentido identificado por tu caso, lamentablemente, hay y habrán muchos casos así.
    Animo y mucha fuerza.
    José G.

  4. plbernues dijo:

    Gracias, José G. Lamentablemente, mi caso es de de “risa” si se compara con lo que hay. Pero es lo que tenemos. De nada sirve echar más horas que un reloj y dejar la piel (yo lo hice muchos años, estando en Informática (sola) y disponible 24 horas en vacaciones sin percibir gratificación alguna) El Capital se protege a sí mismo.
    Gracias por leer y comentar.
    Pilar

  5. Pingback: De balones, murciélagos y buitres |

  6. Candi dijo:

    Espero que encontraras trabajo Pilar y se resolviera tu situación.Yo tambien lo vivi, trabaje para codifesa en la cadena de montaje y participaba del control de calidad,tambien me fui a cubetas y plasticos en Monistrol.Guardo un gran recuerdo de aquella empresa en la que dedique algo de mi juventud y pude ver como se disolvio era la antesala de la crisis y fueron los pioneros.Mucho animo desde Tarragona

    • plbernues dijo:

      Muchas gracias por tu comentario, Candi. No consigo identificarte por el nombre, aunque yo soy malísima para esas cosas… Por mi parte, no guardo muy buen recuerdo de Monistrol, por lo menos en lo que a trabajo se refiere, porque durante diez años fui la única informática de la empresa y ahí me la “jugaron” para meter al “primo de…” Eso fue uno o dos años antes de que empezara el desmantelamiento de Cornellá.

      Bueno, no he conseguido otro empleo, pero sí dedicarme a escribir, que es lo mío. Voy publicando libros y la editorial Bruño, que edita mis novelas juveniles y son libros de lectura en I.E.S. me envía de vez en cuando a dar charlas-forum por España. Lamentablemente, esas salidas son pocas y se concentran en uno-dos meses, pero me lo paso pipa dando conferencias a los críos y viajando.

      Un cordial saludo.
      Pilar

  7. David. dijo:

    Hola Pilar,

    Yo sólo estuve nueve meses en la empresa (en Sant Joan Despi), pero, guardo un gran recuerdo de los compañeros y del trabajo. Llegué en marzo de 2006 a Contabilidad y enseguida vi, – porque lo vería hasta un ciego -, que con esas cifras y esas previsiones todo se iba a pique sin remedio. En mi caso, era mi primer trabajo tras acabar la uni, así que intenté aprender todo lo posible de Maite y David mientras iba buscando otro trabajo.

    Y sí, se tomaban unas decisiones que hacían pensar de la capacidad mental o de las intenciones de algunos.

    Espero que os vaya bien a tu hijo y a ti.

    Un saludo.

    David.

    • plbernues dijo:

      Gracias por tu comentario, David. Discúlpame, pero por el nombre no consigo identificarte… De todas formas, soy muy mala para eso y una despistada crónica.
      He sabido que Codifesa volvió a abrir, imagino que con otra razón social.
      Bueno, es lo que hay. Las cosas se ven mucho mejor cuando se analizan en perspectiva, y tengo claro que el ERE fue un montaje, perfectamente pensado para poder cerrar e indemnizarnos con lo mínimo de lo mínimo, pese a haber pactado con los administradores concursales cada una de esas indemnizaciones.

      Un cordial saludo.
      Pilar

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s